Contacto Psicólogo

Javier Brotons.

Psicólogo. Col.CV03246

Tel: 600 44 00 04.

Aut. Sanitaria: 13.353

Av. Fernando Católico, 22, 7º pta.19. 46008 Valencia..

 

CONSULTA DE PSICOLOGÍA.

Tratamiento de:

- Ansiedad.

- Fobias.

- Fobia social.

- Agorafobia.

- Trastorno obsesivo compulsivo (TOC).

- Trastornos por falta de control de impulsos.

- Hipocondría.

- Depresión.

- Desrealización y despersonalización.

- Duelo.

- Adicciones.

- Acoso: laboral,escolar...

- Dependencia emocional.

- Dolor crónico.

- Trastornos psicosomáticos.

- Fibromialgia.

- Baja autoestima.

- Anorexia, bulimia y trastorno por atracón.

- Reacciones agresivas.

- Personas altamente sensibles: PAS.

- Crisis personales y de pareja.

 

HORARIO.

De 9 a 21 horas ininterrumpidamente de lunes a viernes.

Servicios del Gabinete:

- Psicología clínica.

- Psicología infantil.

- Psicología social.

- Terapia de pareja.

- Terapia de grupo.

- Talleres.

- Psicología jurídica/forense.

- Mediación.

- Educador social.

 

ESPECIALISTA EN:

-Problemas y trastornos de ansiedad.

-Depresión.

-Tratamiento del miedo a conducir o amaxofobia en el que las sesiones se realizan durante la conducción.

-Tratamiento del miedo a volar o aerofobia.

-Misofonía (alto grado de ansiedad que se desarrolla ante sonidos específicos)

-TEPT. Trastorno de estrés postraumático.

- Hipocondría y tener una excesiva preocupación por la enfermedad.

-Detección, evaluación y tratamiento del "mobbing" o acoso laboral.

-Tratamiento de la adicción a la cocaína.

-Tratamiento de problemas con el alcohol.

-Control de la ira y respuestas emocionales inadecuadas.

-Tratamiento para superar   adicción al teléfono móvil, nomofobia y adicción a las redes sociales.

-Tratamiento del juego patológico y/o ludopatía y otras adicciones psicológicas.

- Terapia de pareja.

-Miedos sociales, fobia social, timidez y falta de asertividad.

- Refuerzo e incremento de la autoestima: programas personalizados.

Certificado oficial de inscripción en el registro autonómico de centros, servicios y establecimientos sanitarios de la Comunidad Valenciana. Nº: 13.353.

 

PRECIOS DE LAS SESIONES: 

Terapia individual: 50€.  Sesiones de hora y cuarto de duración.

Terapia

de pareja: 60€ . Sesiones de hora y cuarto de duración.

Nuestras tarifas se rigen por el mínimo establecido por el colegio oficial de psicología de la Comunidad Valenciana.

Amaxofobia
Amaxofobia
Psicólogo en Valencia
                                                                                                                                                                               Psicólogo en Valencia                    

Tratamiento eficaz del miedo a conducir (amaxofobia).

Programas personalizados de tratamiento de la amaxofobia.

Según la mayoría de los estudios estudios, cerca de un 33% de las personas que conducen sienten miedo y ansiedad al hacerlo, aunque de una manera más o menos controlada. A este trastorno se le conoce como Amaxofobia, término proveniente del latín “amaxo”= carruaje y “fobia”= miedo. Este porcentaje, llega a alcanzar el 54% cuando nos referimos a los conductores que padecen algún signo de ansiedad, en diferentes grados, cuando se sientan delante del volante. Afortunadamente solo un 4% de los conductores desarrollan un miedo tan incapacitante que les impide coger un coche.

En los principios de la psicología cognitivo conductual el miedo a conducir es el resultado de un proceso en el que la persona percibe el tráfico, el propio vehículo, la vía por la que se circula o el ambiente en el que se circula como una amenaza, incluso se puede percibir a demás conductores cómo peligrosos, y por uno o varios de estos motivos sentirnos incapaces de conducir y/o evitar ciertas circunstancias en la conducción: conducir por autovía, alcanzar ciertas velocidades, adelantar a otros vehículos…

Como fobia, significa un miedo injustificado ante situaciones u objetos que no son peligrosos en sí mismos y que no producen miedo en las demás personas. Dentro de las distintas fobias, la podemos englobar en el grupo de los miedos asociados a los medios de transporte (fobia a volar, a tomar el metro…). En su grado más extremo o paralizante, estaría relacionada con la agorafobia, esto es, un miedo incontrolable ante situaciones en las que “si nos pasase algo” resultaría complicado escapar o salir airosos de la situación, y es por ello que si se conduce se hace evitando circunstacias y desarrollando conductas y rituales que dan seguridad.

Como en otros trastornos fóbicos la respuesta de huida-evitación produce en el sujeto una sensación de alivio de la ansiedad, que se mantiene por refuerzo negativo. Esta respuesta llega a ser tan poderosa que se vive cómo la única posible para hacer frente al problema. Por este motivo esta fobia requiere un múltiple abordaje:

  • Modificar las ideas sobre la amenaza del tráfico y los demás conductores.
  • Cambiar la autopercepción de competencia para conducir por parte de la persona.
  • Desensibilización de la ansiedad y su sintomatología.
  • Suprimir y evitar las respuestas de huida, evitación y seguridad durante la conducción.

 

La única forma de conseguirlo es realizando las sesiones en situación de conducción (durante la conducción en el vehículo propio) y con un programa adaptado a las características amaxofóbicas propias de la persona, con un psicólogo especialista en el tratamiento de esta fobiael tratamiento de esta fobia por parte de personal o profesores de autoescuela, no suele dar resutados ya que la persona amaxofóbica sí sabe conducir, pero necesita perder el miedo y esto solo está cualificado para tratarlo el psicólogo clínico y/o sanitario y con experiencia en subir al vehículo del paciente y desarrollar las sesiones durante la práctica de la conducción.

Copio y pego directamente un texto de una página web de una autoescuela:

" La amaxofobia es un factor de riesgo en la conducción, ya que la ansiedad que produce es negativa para la toma de decisiones al volante y reacciones ante las distintas situaciones que se pueden presentar en la circulación. Es un tema a tener en cuenta a la hora de evaluar un accidente.

ESTO ES ABSOLUTAMENTE FALSO!!, las personas que sufren amaxofobia no entran en las estadísticas de accidentes: no los sufren porque su estado de alerta por la ansiedad les lleva a desarrollar las máximas conductas de seguridad y además saben conducir perfectamente por norma general. No hay que dejarse engañar por ciertas (no todas) autoescuelas que buscan negocio y no poseen el personal adecuado para tratar el miedo a conducir (psicólogos clínicos/sanitarios con conocimientos y práctica en el tratamiento del problema: un profesor de autoescuela no lo es y no está cualificado para tratar ningún problema de ansiedad: problema que pertenece al ámbito sanitario aunque se dé en situación de conducción)

Si tienes miedo a conducir en algún grado puedes superarlo con:

Un programa totalmente personalizado de TRATAMIENTO del miedo a conducir y PRÁCTICAS DE CONDUCCIÓN adaptadas  y en tu propio vehículo con un psicólogo sanitario especialista en el tratamiento de problemas de ansiedad.

Causas de la amaxofobia.

 

            Pese a lo publicado en alguno de los pocos estudios “serios” o con cierta base de conocimiento publicados sobre la amaxofobia (p.ej. el publicado por el instituto Maphre en  marzo de 2005) en los que se menciona el haber tenido un accidente de tráfico como una de las principales causas de la amaxofobia, esto parece no ser cierto ya que de 50 personas diagnosticadas y tratadas de amaxofobia solo 5 (10%) refieren haber tenido algún accidente o “percance” al que le hayan otorgado alguna relevancia siendo ellos los que conducían el vehículo, y 10 (20%) refieren haber tenido algún accidente o percance conduciendo otra personas, que fuese de cierta relevancia. Además, en ninguno de los casos anteriores se otorga un grado de importancia significativo al accidente o percance como para explicar su miedo a conducir por haberlos padecido.    

       

Sin embargo, las 50 personas (100%) explican haber sufrido una o varias crisis de ansiedad o ponerse muy nerviosos mientras estaban conduciendo y en un momento de sus vidas en el que no consideraban que tuviesen miedo a conducir. La sintomatología física desarrollada durante la crisis de ansiedad (aceleración cardíaca, aumento del ritmo respiratorio, sudoración tensión muscular, temblores etc.) y una  interpretación cognitiva catastrofista automática de la misma (tener un ataque al corazón, ahogarse, tener un ictus, perder el control, etc.), provoca una intensa sensación de falta o pérdida del control sobre la conducción en ése momento, y una vez “salvada” la crisis de ansiedad –una vez ha pasado-, la persona realiza un análisis de la misma en la que la conclusión que se extrae es la de haber perdido en mayor o menor medida el control al volante y por tanto la de haber podido sufrir y/o provocar un accidente e incluso haber podido fallecer en el mismo.

 

El proceso descrito anteriormente produce un gran “impacto emocional” y una fuerte sensación de miedo ante la posibilidad  de que una nueva crisis de ansiedad vuelva a darse durante la conducción y se aumente la probabilidad de que suceda al final el accidente de tráfico, y es aquí donde aparece el componente anticipatorio de la ansiedad.

 

Sucede que al volver a tener que circular por lugares similares o por vías parecidas en las que se experimentó la primera crisis o primeras crisis, las personas reaccionan con gran inquietud, nerviosismo y malestar cognitivo, por anticipar que les puede a volver a pasar, y esto les lleva a poner en marcha toda una serie de mecanismos de evitación y/o conductas que les proporcionan “seguridad” (descenso de la velocidad media, reducir el número de ellos o no realizar adelantamientos, no conducir por determinadas vías, evitar determinados momentos del día para conducir para no hacerlo con tráfico, etc.) y evitan o “pueden evitar” la “pérdida del control” pero que lógicamente, comienzan a restringir y cada vez restringirán más la conducción: como consecuencia, la persona amaxofóbica acaba conduciendo en la mayoría de los casos solo en su “zona de confort”.

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio Recomendar esta página Recomendar esta página
Javier Brotons Miró. Psicólogo general sanitario. Tel: 600 44 00 04. "Psicólogos Valencia.Psicólogo en Valencia.Consulta de psicología".

Llamar

Cómo llegar